PUBLICIDAD

66 2

Juan nos relata el nuevo lugar para visitar en Trujillo

Por fin visitamos el lugar que muchos días antes vimos, pasamos cerca y por razones de trabajo, no habíamos organizado el viaje. Después de tanto cuadrar y avisarles a todos (los escaladores de Trujillo) fuimos solo Luis Alfonzo y yo, con la intención de realizar una primera visita y reconocimiento de la zona y de los bloques o paredes que de lejos habíamos visto.

Con  ánimos medio bajos, por no ir mucha gente, una constante amenaza de lluvia y no saber que tal estaban las piedras que íbamos a ver (o mejor decir que con no muchas expectativas) salimos de Valera directo a Niquitao y al llegar no discutimos mucho y contratamos el rustico hasta la zona, de esta manera nos dejaron en el cerro frente a Niquitao en un campo conocido como Chejende, preguntamos cómo llegar a las piedras y nos indicaron sendo camino que además es muy bonito, pasando ya por unos bloques no muy altos pero de buenas condiciones, fueron solo 30 minutos de caminata en la que ascendimos unos 200 metros, y nos dió la cara la primera piedra o enorme bloque en el que de una vez alucinamos. Qué buena pared y que hermoso lugar, ya con esta primera piedra vale la pena el viaje y cumplió con las expectativas para la escalada. Continuamos explorando las demás piedras y llegamos a las más grandes, pueden tener unos 30 metros en su parte más alta, placas, sendos desplomes, extremadamente duros para un posible pegue, pero muchos otros con buenas posibilidades, además de varios bloques para pasarse un buen rato escalando. Son entonces tres piedras grandes, unas tres medianas y más de cinco pequeñas.

Finalmente le dimos unos pegues a la primera de las piedras grandes, solo hasta unos tres metros de alto, definiendo unas primeras líneas, pues no pudimos fijar cuerdas, hasta que ya nos dolían las yemas de los dedos, comimos, descansamos un rato y bajamos el mismo día. En resumen, puede ser una muy buena opción para pasar un fin de semana escalando, el lugar es retirado pero con un paisaje  espectacular, buenos lugares para acampar, agua y por supuesto muchas opciones de escalada. Es importante destacar que tendremos que equipar la roca, pues las opciones para colocar empotradores son casi nulas. La roca es granito, con muchas incrustaciones de cuarzo, muy dura y en general las vías trascurren en regletas y agarres pequeños con muy buena fricción. Otros datos: Hace frío, las rocas se encuentras por los 2200 msnm y por los alrededores de las mismas se consigue agua pero no está de más cargar con un poco.

Autor Juan Andrés González
Foto Juan Andrés González
Fuente Climtepuyes.com

2 COMMENTS

  1. Alberto raho

    Este lugar se ve absolutamente brutal, siempre he querido ir a tocar la roca Tachirense, Zuliana y Trujillana, le debo un Roctrip a esos sectores. Saludos.

  2. Juan Andres Gonzalez

    Por aquí en Trujillo estamos a la orden cuando quieran acercarse a escalar por estos lados. Los pocos que han venido no se han arrepentido, es mas cuando pueden vuelven. Juan Andres Gonzalez.

RELATED ARTICLES

LEAVE YOUR COMMENT

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Completa la cifra * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Publicidad

En Mutante